Materiales

Esencias Aromáticas Cítricas para hacer jabón de glicerina

Productos por página

Productos por página

Fragancias cítricas

Naranja, bergamota, kiwi o lima son solo algunos ejemplos de todas las esencias aromáticas con notas cítricas que Gran Velada pone a tu disposición para hacer jabón de glicerina. Son fragancias con aromas frescos, alegres y dinámicos, que nos llenan de energía y optimismo.

Las fragancias cítricas provienen de frutas o materias primas con aromas cítricos. Todos ellos son productos volátiles, por lo que participan en las notas de salida de las fragancias, aportando principalmente una sensación de frescor. Las notas de salida perduran poco en el ambiente o en nuestras creaciones, por ello suele ser frecuente combinarlas con notas orientales y/o florales. Cortarán el dulzor de estas esencias aportando un punto de acidez.

Cuando pensamos en un olor fresco y ligero no podemos evitar que nos venga a la mente el aroma del limón o de cualquier otra fruta cítrica. Aromas elegantes que huelen a limpio. Las fragancias cítricas son ligeras y chispeantes, ideales para utilizar por personas dinámicas, vivaces y activas. Sus aromas nos traen recuerdos del verano y de la infancia, haciéndonos sentir más animados y optimistas, a la vez que despejan nuestra mente.

Con las fragancias cítricas acertarás seguro. Son aromas sencillos y muy agradables que gustarán a todos y de los que nunca nos cansaremos. Por ello resultan perfectos para perfumar no solo jabones de glicerina, sino también de aceite, cremas, cosméticos, mikados, velas…

Las fragancias cítricas de Gran Velada son esencias concentradas y liposolubles, con un alto rendimiento. Con apenas unas gotas podemos aromatizar intensamente nuestras creaciones. Además puedes mezclarlas con otras fragancias para crear aromas únicos, combinan a la perfección con las fragancias florales o especiadas. Puedes comprarlas en diferentes envases desde 50 ml.


Cómo aromatizar jabones de glicerina

Y ¿cómo aromatizo mis jabones de glicerina caseros con esencias cítricas? Muy sencillo. La gran ventaja que tienen estas esencias es lo prácticas que son. Simplemente añadiremos unas gotas de esencia aromática al jabón base de glicerina líquido, previamente derretido en el microondas, y mezclaremos hasta que se integren por completo. La proporción de esencia aromática que podemos añadir a los jabones de glicerina está entre un 1% y un 2%. Aproximadamente unas 10 gotas por cada 100 gr de jabón base glicerina. Ten en cuenta, a la hora de hacer los jabones, que algunas de las esencias cítricas tienen un tono amarillento que podría oscurecer un poco el jabón blanco.

Los aromas cítricos son fascinantes y nos encantan. Sus notas olfativas se caracterizan por ser energizantes, dinamizantes y chispeantes, además de que trasladan un olor a limpieza y frescura único. Todos estos son motivos más que suficientes para incorporar las esencias cítricas a nuestros jabones de glicerina. Unos jabones de glicerina frescos, con un aroma que levanta el ánimo y que nos trae de vuelta al verano.