Materiales

Fragancias Animales

Esta sección de fragancias animales comprende aquellas esencias aromáticas inspiradas en aromas de origen animal. Desde tiempos inmemoriales se han utilizado en perfumería este tipo de esencias, como el ámbar y el almizcle, por su olor penetrante e intenso, combinándolas con otros aromas.

Pero hoy en día, estas esencias de origen animal se han ido sustituyendo por recreaciones sintéticas. Productos de síntesis que van reemplazando a los naturales. Todas las fragancias animales que encontrarás en Gran Velada son sintéticas, no naturales. Es decir, para crearlas no se ha utilizado a ningún animal. En su mayoría recrean secreciones glandulares cuyo olor por sí solo es un poco desagradable, pero en mezclas resultan fragancias muy exóticas y hasta sensuales. Olores muy penetrantes que se utilizan en combinación con otras esencias reducen su intensidad. Su perdurabilidad en el producto final es elevada.

Atrévete a incluir fragancias que recrean aromas animales, y consigue ese punto intenso, atrayente y seductor para todas tus elaboraciones. Son esencias perfectas para incluir en perfumes y colonias, pero puedes utilizarlas también para aromatizar jabones, cosméticos y productos de aseo y hasta para crear ambientadores.

Son esencias concentradas y liposolubles, fáciles de usar. Basta con añadir unas gotas de esencia en el proceso de elaboración para conseguir el aroma deseado. Lo mejor de todo es que son esencias que puedes combinar con otras, y así conseguir aromas únicos y personales.