El blog de Gran Velada. ¡Recetas y tutoriales para hacer cremas, jabones, velas, detalles y cosmética casera!

Hoy os vamos a proponer tres maneras de exfoliaros la piel mientras os duchais. Son tres opciones diferentes que os ofrecemos para hacer jabón exfoliante casero.

Son tres recetas de jabón exfoliante casero muy diferentes, una de un clásico jabón de lufa, personalizable en color, aroma y forma, otra una pastilla de jabón con la forma de una chancla playera, muy original y nada visto, seguro que gustará a los más transgresores y por último un jabón exfoliante gelatinoso..

Como hacer jabon exfoliante casero

Hacer jabon exfoliante de Lufa

La lufa es el fruto de una especie vegetal que es como un calabacín muy grande y que crece en la Selva Amazónica. Ésta planta se compone de una red de fibras que al abrir el fruto nos aparece la luffa. Evidentemente la lufa no es es dura siempre, al humedecerse se ablanda y se convierte en un estupendo producto de limpieza para exfoliarla y revitalizarla. La lufa es un producto natural,  fantástica para hacer este jabón casero ya que no estamos utilizando esponjas sintéticas para que encontramos en las tiendas, y al contener éstas fibras son estupendas también para activar la circulación de la piel.

Ingredientes para hacer jabón exfoliante con esponja vegetal

Como hacer jabón exfoliante con lufa paso a paso

Son unos sencillos pasos en los que nos aclarará cómo hacer éste vistoso jabón exfoliante:

1. Lo primero que haremos será cortar un trozo de nuestra esponja vegetal o lufa con un cuchillo y lo introduciremos en nuestro molde. Repetiremos éste proceso tantas veces como jabones queramos obtener.

2. Cortaremos el jabón base de glicerina en suspensión en dados y lo derretiremos al baño maría o en el microondas.

3. Una vez derretido incorporaremos el colorante, en nuestro caso el fucsia, y la esencia aromática de mango o contratipo que más nos guste. Nosotros le hemos incorporado también unas pocas semillas de amapola por darle más color y porque también son exfoliantes.

4. Una vez que lo tengamos mezclado lo echaremos en el molde donde ya habremos introducido la lufa, y rellenaremos hasta arriba del molde. Vaporizaremos un poco de alcohol 96º para que no queden burbujas y dejaremos que se seque completamente.

5. Una vez seco lo desmoldaremos y lo tendremos listo para utilizar.

Como hacer jabon exfoliante playero

Llega el buen tiempo y os explicamos cómo hacer jabon exfoliante playero y sorprender de sobre manera en nuestros eventos de los próximos meses de verano.

En Granvelada.com disponemos de diferentes kits para hacer jabones en casa, con todos los materiales necesarios y el paso a paso, con todas las explicaciones necesarias para que puedas hacer jabon exfoliante (En el caso de este kit..) sin ningún tipo de experiencia previa en el mundo de los jabones.

Con el Kit para jabón exfoliante playero podrás elaborar 22 parejas de  fabulosos jabones veraniegos de forma muy sencilla en casa que te servirán como iniciación en el mundo de los jabones además de hacerte pasar un tiempo divertido si realizas esta actividad acompañada o en familia.

Para Hacer jabón exfoliante playero necesitamos:

 

Paso a paso para Hacer jabón exfoliante playero :

  1. Cortamos la base de jabón de glicerina blanco en dados pequeños e introducimos 15 gramos en un recipiente pequeño. Damos un golpe de calor en el microondas para que se deshaga sin que llegue a hervir. (también puede realizarse el proceso al baño maría)
  2. Rellenamos la parte del molde correspondiente al detalle de la chancla y pulverizamos alcohol 96º para eliminar burbujitas.
  3. En un pequeño mortero cerámico, añadimos un poco de alcohol 96º y colorante en polvo. Mezclar hasta que se disuelva completamente el colorante.
  4. Cortamos la base de jabón traslúcida en dados pequeños y calentamos 45 gramos de jabón a temperatura suave sin que llegue a hervir, dividimos la cantidad en dos recipientes (también se puede calentar directamente en dos recipientes). Añadimos varias gotas de esencia aromática en cada recipiente.
  5. En un recipiente añadimos el colorante, mezclamos y rellenamos parte del molde sin llegar al borde. Pulverizamos alcohol 96º.
  6. Al otro recipiente añadimos las semillas exfoliantes de fresa y rellenamos el molde hasta el borde. Volvemos a pulverizar alcohol 96º. Dejamos enfriar aproximadamente 20 minutos y desmoldamos.
  7. Con ayuda de un pincel decoramos la parte superior de las chanclas con el nacarante, consiguiendo resaltar el dibujo y aportando brillo. Para fijar el nacarante y que no manche al tocar puedes pulverizar un poco de laca del pelo sobre el jabón, a una distancia de 30 cm, varias capas y dejar secar. Esta laca fijará el color y al utilizarlo se irá al primer lavado y no resulta perjudicial para la piel.
  8. Cortamos 60 cm de cordón y lo utilizamos para anudar juntas las dos sandalias, dejando un espacio para poder colgarlo de la ducha. Las introdicimos en la bolsa de celofán y anudamos con el cordón de cáñamo, dejando sobresalir de la bolsa el cordón que sujeta las sandalias. Puedes acompañarlo de una etiqueta decorativa si quisieras, aunque ya de por sí tienen un diseño muy completo y original.

 

Como hacer jabon exfoliante gelatinoso

Aunque parezca mentira, ya ha empezado la primavera, y es época de ir preparando la piel para el buen tiempo, quitar las células muertas e ir hidratándola, así que nos ponemos a ello sin dudarlo y os proponemos hacer exfoliante jabonoso gelatinoso. Un exfoliante en el que podemos elegir el tamaño de las partículas para que nos exfolien simplemente cambiando un producto, el tipo de azúcar. Entra y aprende a hacer jabón casero exfoliante

La exfoliación, como ya sabéis consiste en un proceso natural de la piel por el que ésta se renueva eliminando las células muertas de la capa más superficial de la piel. Pero no siempre eliminamos las células muertas y por ello nos ayudamos de exfoliantes que cumplan ésta función. Así que nosotros hemos optado por hacer un jabón exfoliante jabonoso gelatinoso que podamos utiliza

Ingredientes que hemos utilizado para hacer nuestro jabón exfoliante gelatinoso

 

 

Pasos a seguir para hacer exfoliante jabonoso gelatinoso

Vais a ver que en cuatro sencillos pasos vamos a hacer un estupendo jabón exfoliante con textura gelatina en el que podremos personalizar desde el gránulo exfoliante hasta el color y el olor de nuestro jabón:

1. Pondremos a derretir el jabón base de glicerina textura gelatina al baño maría o al microondas y cuando lo tengamos derretido lo pasaremos a otro vaso.

2. Añadiremos el colorante y la esencia aromática, en éste caso hemos optado por la esencia aromática de kiwi, pero podéis poner la que más os guste.

3. En un bol pondremos medio vaso de azúcar moreno y le añadiremos aproximadamente una cucharada de semillas de amapola, removeremos e iremos añadiendo el jabón derretido con el colorante y la esencia aromática. Añadiremos tanto jabón como admita el azúcar.

4. Removeremos muy rápido y lo verteremos en el tarro que tendremos ya preparado. Dejaremos secar y tendremos listo el jabón exfoliante para poder utilizarlo en la ducha.

Otras opciones para tu jabón exfoliante casero:

Ya veis lo sencillo que es de hacer, es un exfoliante en el que podemos incorporar las partículas exfoliantes que más nos gusten. Si queremos o nos gusta un grano más gordo podemos añadirle sal gorda, y si nos gusta con granos exfoliantes más finos podemos utilizar azúcar cáster, un azúcar de grano más fino que no agrede tanto la piel.

Si en lugar de una ducha os animáis a daros un baño no os olvidéis de ambientarlo con una vela, en nuestra web podéis encontrar fantásticas recetas de velas como esta para hacer velas ecológicas.

El regalo perfecto para dejar sorprendidos e intrigados a nuestros invitados o amigos en las próximas celebraciones. Un jabón hidratante y exfoliante para cuerpo, pies o manos de lo más veraniego. ¡Van a encantar!

Como utilizar el jabón exfoliante casero

La manera de utilizarlo es bien sencilla, primero humedeceremos el cuerpo en la ducha o baño, y después pasaremos este jabón exfoliante casero por la zona que queremos exfoliar. Sirve para todo el cuerpo ya que es un exfoliante suave y no agrede la piel, ni siquiera la piel más sensible.

Después de una ducha exfoliante con este jabón os recomendamos que terminéis de mimar vuestro cuerpo con una crema hidratante casera, saldréis de la ducha suaves e hidratadas.

Esperamos que os haya gustado nuestro vídeo de hoy, que os sirva, y recuerda suscribirte a nuestros canales en redes sociales: facebook, twitter, google+, pinterest y por supuesto en el canal de Youtube. ¡Nos vemos en el próximo vídeo!

4 pensamientos sobre “Hacer jabón exfoliante casero”

  1. Hola! Me encanta como quedan estos jabones con la lufa, los he hecho y son todo un éxito, muchas gracias por el tutorial.
    Me gustaría ponerles un cordón para colgarlos en la ducha. Mi idea es hacerles un agujerito para pasar el cordón, pero no se si una vez cuajados se podrá hacer o tendría que ser cuando aún estén blandos. Qué opináis?
    Gracias y un saludo!

  2. Hola, te recomiendo que cuando los vayas a hacer metas un cordón de algodón con las dos puntas dentro, así cuando se seque lo tendrás completamente seco y lo podrás colgar. Un saludo!

  3. Hola, me gustaría saber, qué cantidad de glicerina debo ocupar, para hacer el jabón de lufas en un molde cilíndrico.. Además, qué cantidad debo ocupar para agregarle a este jabón, spirulina, cafeína y aceite aromático….Muchas Gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *