Materiales

Moldes para hacer jabones masajeadores

Productos por página

Productos por página

Jabones relajantes

Nuestros jabones pueden ser mucho más que un producto de higiene; pueden llegar a convertirse en un elemento de relajación. ¿Quieres saber cómo? La respuesta la encontrarás en nuestros jabones relajantes. Se trata de pastillas o barras que tú mism@ podrás elaborar en tu casa con nuestros moldes para hacer jabones masajeadores. El resultado te sorprenderá, ya que además de ser jabón casero natural te ayudará a masajear tu cuerpo mientras te duchas o te das un baño.

La textura suave del jabón sobre la piel, los aromas elegidos y el leve masajeo que aportan consiguen relajarnos en muy pocos minutos. De esta forma el momento del baño se convertirá en todo un deleite para los sentidos. En esta sección de nuestra tienda online podrás adquirir diferentes tipos de moldes para hacer jabones de masaje. Los tenemos redondos, cuadrados, rectangulares, hexagonales, en forma de lágrima, en barras… La mayoría de ellos tienen unas pequeñas bolas en relieve que son las encargadas de dar el masaje sobre nuestra piel. Hay moldes con más o menos bolitas y pueden ser más grandes o de menor tamaño.

Estos jabones además de ayudar a relajarnos también nos aportan un sinfín de beneficios. Por ejemplo, con ellos podemos combatir la sensación de piernas cansadas y la celulitis o aportar elasticidad a nuestra piel. Todo dependerá de los aceites esenciales y los principios activos que añadamos al jabón. Si queremos acabar con la piel de naranja podemos añadir popiplant anticelulítico al jabón masajeador; mientras le daremos un extra de elasticidad si echamos unas gotas de colágeno o conseguiremos que sea exfoliante con semillas de amapola.

Los moldes para jabones masajeadores son de silicona y trabajar con ellos en muy sencillo. Hay que verter la mezcla de jabón base con esencia, colorante y los principios activos que queramos. En una hora más o menos el jabón se habrá secado y estará listo para usarse.